Windows 10 ya funciona en cerca de un 20% de los ordenadores de todo el mundo, y aún así el mayor reto de Microsoft no es ampliar su mercado del sistema operativo, sino convencer a los usuarios de Windows 7 para que se pasen a la última versión de Windows. Incluso con la salida de Windows 10 al mercado, parece que Windows 7 sigue siendo la opción preferida para los ordenadores de mesa de todo el mundo, y los datos siguen indicando que ocupa al menos un 50% del mercado en la actualidad.

Puesto que el soporte para Windows 7 llegará a su final en tan solo tres años, Microsoft sabe que podría experimentar otra situación como la que vivió con Windows XP cuando los usuarios no querían actualizar, a pesar de los riesgos que suponía a nivel de seguridad. Por lo tanto, no es realmente una sorpresa ver que Microsoft ya ha comenzado su propia ofensiva contra Windows 7. Para ello, han publicado una entrada en la subsidiaria alemana de la empresa donde comparan y mencionan todos los problemas que genera Windows 7 en comparación a Windows 10.

Windows 7

Microsoft asegura que Windows 10 es la mejor opción

En tan solo unas pocas palabras, Microsoft ha dicho que Windows 7 ya no tiene las características de seguridad necesarias para hacer frente a las amenazas actuales; y del mismo modo, Windows 10 sí viene equipado para hacer frente a estos problemas, de modo que los usuarios pueden estar seguros.

Microsoft ha declarado que la arquitectura de Windows 7 ya está desfasada y los usuarios y compañías que no actualicen de Windows 7 dentro de los tres próximos años podrían tener muchos problemas y estar expuestos a muchos peligros en adelante. Después, la compañía alaba las capacidades de Windows 10 y la fuerza de su seguridad, y destaca también otras características como Cortana, Edge o Windows Ink.

Sin embargo, Microsoft tiene un trabajo difícil puesto que hay que tener en cuenta que estos usuarios no han actualizado a Windows 10 ni siquiera con la oferta gratuita del sistema operativo, por lo que ahora que tienen que pagar para hacerlo puede resultar hasta más complicado.